La llegada del Samsung Galaxy Note 7 se esperaba como agua de mayo después de que el Note 5 no llegase a todos los mercados.  Con toda la ingeniería y expectación montada alrededor de este terminal que podíamos reservar con el regalo incluido de unas Gear VR. Pero en medio de este lanzamiento mundial, Samsung se ha encontrado con un imprevisto. Al parecer, el terminal retrasa su producción.

El Galaxy Note 7, menos resistente de lo que debería

La situación parece grave ya que la propia Samsung ha reconocido problemas y ha empezado a retirar y recoger posibles unidades afectadas. Un mal momento, dado que el Galaxy Note 7 se había ganado el título del móvil con más reservas a nivel mundial.

¿Y cuáles son los fallos? Pues para empezar, un usuario informó de que su terminal explotó mientras lo estaba cargando. Pero no fue un caso aislado, dado que posteriormente otro usuario informó de lo mismo. Ninguno de los dos estaba cargando su móvil con el cargador oficial de Samsung de tipo-C.

Samsung-Galaxy-Note7-explota-640x457

Pero los problemas no quedaron ahí. El nuevo Galaxy Note 7 también ha recogido quejas sobre la calidad de sus materiales. Los cuales, al parecer, no son lo que se esperaba. De hecho, algunos usuarios confirman que algunas partes de la pantalla se rompen sin resistencia. Concretamente, la esquina superior derecha. Y por si esto fuera poco, también se pone en tela de juicio su resistencia. Y es que todo apunta a que la pantalla se araña o golpea con demasiada facilidad. 

Por el momento, se desconoce la razón por la que el terminal está dando estos problemas, pero seguramente esto afecte a sus ventas de cara al próximo lanzamiento del nuevo terminal de Apple. Lo que si está claro es que la producción se ha retrasado y esto provocará que llegue más tarde a algunos mercados como España.

Habrá que ver cómo consigue Samsung salir de este bache.

A mi Android sólo le falta la App de Roams Mi iPhone sueña con la App de Roams

Tags: , ,