Detrás de la tecnología también hay una gran mujer

Hemos parafraseado una sentencia, la de “detrás de un gran hombre siempre hay una gran mujer“, que no deja de ocultar determinadas actitudes machistas que hemos de desterrar totalmente y suponen un lastre para el progreso. La mujer y el hombre cuentan con las mismas condiciones de partida para el trabajo y la tecnología.

En este texto, vamos a demostrarte que las discriminaciones de género en el trabajo pertenecen al pasado. Hoy en día, ha de primar un reconocimiento de los criterios de mérito y capacidad. Seguro que estás de acuerdo con nosotros.

Por eso, vamos a echar mano de una serie de ejemplos que nos remiten a experiencias de mujeres que, en el campo de la tecnología, han logrado avances muy importantes. Es el mejor homenaje que podemos rendir, con motivo del 8 de marzo, Día Mundial de la Mujer Trabajadora.

De hecho, podemos citar tanto ejemplos históricos como actuales. Sin embargo, sí que hemos de resaltar que los segundos están teniendo más peso, tanto a nivel absoluto como de porcentaje. Te dejamos con todos ellos y te aconsejamos que no te los pierdas.

Uno de los casos más célebres, como te estarás imaginando, fue el de la científica polaca Marie Curie. Se convirtió, de hecho, en la primera persona que logró el Premio Nobel en dos especialidades distintas, Química y Física. El primero de ellos lo compartió con su marido y es que este matrimonio está detrás de los descubrimientos del radio y polonio.

De la misma manera que Marie Curie fue fundamental para el estudio de la radioactividad, has de saber que Rosalind Franklin fue clave para que, a día de hoy, puedas ver imágenes del ADN mediante técnicas de rayos X. Desgraciadamente, el Nobel relativo a este avance se lo llevaron, en lugar de ella, tres varones.

Otro caso similar fue el de la astrofísica Jocelyn Bell, la cual descubrió la primera radioseñal de un púlsar junto a Antony Hewish. El Premio Nobel correspondiente fue a parar a este hombre, que, además, fue su tutor de tesis.

Una biografía muy interesante es la de la condesa de Lovelace, Augusta Ada Byron, quien, además, era hija de Lord Byron. Ni más ni menos que fue la primera programadora y científica de la computación de la historia, una auténtica revolucionaria, en su época. Pese a ello, tuvo un reconocimiento tardío. No te pierdas la peli Enchantress of Numbers.

Por su parte, la física Lise Meitner descubrió la fisión nuclear, pero el Premio Nobel de Química por tal consecución fue a parar a su compañero y ella fue galardonada en calidad de coautora. Más suerte, en este aspecto, tuvo la científica norteamericana Barbara McClintock, la cual obtuvo un Nobel, en 1983, por sus brillantes estudios de genética.

En el campo de las Matemáticas, sobresalen las aportaciones de Emmy Noether y Sophie Germain. La primera profundizó en el álgebra abstracto y la física teórica y la segunda impulsó las teorías de los números primos y la elasticidad.

Otros ejemplos de éxito están personificados en Jane Goodall, que recibió un montón de premios por sus estudios sobre los comportamientos de los chimpancés y gorilas; y Cecilia Payne, quien aclaró que el hidrógeno es el componente principal de estrellas (como el Sol), una diferencia fundamental con los planetas.

Seguro que ya estás más convencida o convencido sobre la capacidad que la mujer ha demostrado en el mundo de la tecnología. De hecho, es muy posible que quieras lanzarte a ampliar, por tus propios medios, esta información, algo a lo que, desde aquí, te animamos.

Y, a parte, queremos señalar que no sólo las ciencias más clásicas se han beneficiado del empeño en potenciar la tecnología de las mujeres, si no que éstas, también están muy presentes en sectores como la informática e Internet que se encuentran en pleno apogeo.

En esta escena más actual, vale la pena que sepas que un invento que ha causado furor en Internet, como YouTube, tiene en su directiva a una experta en marketing como Susan Wojcicki. Por su parte, Sheryl Sandberg ocupa el codiciado puesto de directora de operaciones de Facebook.

Tampoco has de olvidar el nombre de Safra Ada Catz, quien trabaja para Oracle Corporation y es una gran especialista en software relacionado con las bases de datos. Otra empresa de éxito reconocido, Ebay, ha tenido como presidenta ejecutiva a Meg Whitman. También ha dirigido otra gran firma: Hewlett-Packard.

Estos no son, por otro lado, los únicos casos de éxito asociado a trabajos de la mujer en el sector tecnológico. En estas líneas, has de valorar, por ejemplo, que en la actualidad hay mujeres liderando proyectos tales como compañías de Silicon Valley, proveedores de vidrio de alta gama o casas de juego en línea.

En definitiva, te hemos dado suficientes argumentos para que ponderes, en su justa medida, la importancia de la mujer en el ámbito de la tecnología. Reconocer sus méritos públicamente es una manera de combatir la discriminación laboral por razones de género.